Al borde

Te veo caminando al borde, niña hermosa.
No quieras saber cómo sé, no hace falta decir nada,
en la vida hay un sin número de cosas,
que se dicen sin palabras, basta con una mirada.

Yo conozco el vacío de los ojos,
que suplican con pasión ser comprendidos.
Yo se bien lo que es la rabia, y el enojo,
y la frialdad que sientes al saber todo perdido.

Te presiento coquetear con el infierno,
asomándote al abismo sonsacando a los demonios.
Ten cuidado, que el diablo esconde los cuernos
y te hace protagonista de su propio testimonio.

Da un pasito marcha atrás, no te apresures,
nada vale en este mundo tu tristeza.
Ten en cuenta que no hay mal que tanto dure
antes que en lo malo veas nacer belleza.

Te veo al borde del barranco y se paraliza el mundo,
no imaginas cuantas veces yo me puse esos tacones,
que te suben la moral por unos cuantos segundos
y luego te desbaratan con tantas desilusiones.

Te veo al borde, y me hiere.
No se bien como decirte que tu silencio habla claro…
No sabría como explicarte la razón por qué me duele
sólo entiende que yo entiendo, aunque te parezca raro.

Daylin Horruitiner

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s