Después de tocar el cielo

Después de tocar el cielo impulsados por la piel

rendidos, no hay más que hacer.

Después de besos que mojan lo más profundo de un ser

después de beber la miel,

después de sentir el frio y el calor a la vez

antes de quedar dormidos

para intentar otra vez.

 

Después de llegar unidos

tu al revés y yo al derecho,

cinco sentidos prendidos

de un cuarto donde no hay techo.

Un colchón es la escalera

para escalar los anhelos

donde un oasis espera

después de tocar el cielo.

 

Y entre los besos y abrazos

y quizás algún “te amo”,

vuelve mi cuerpo despacio

y en tus manos me derramo,

rueda el sudor por la espalda

a la sábana arrugada

sobre la alfombra mi falda,

y mi cabeza en tu almohada. 

 

Daylin Horruitiner

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s